Crear tu propia tienda online, ¿fácil o difícil?

Es una realidad que las compras online crecen día tras día, razón por la cual, cada vez más personas ven una gran oportunidad en el emprendimiento online. Y es que sin duda, el entorno digital ofrece excelentes oportunidades para obtener ingresos.

Pero al igual que en cualquier otro ámbito, en Internet es necesario planificar bien un proyecto para que este salga adelante. También se necesita contar con una estrategia, y tomar una serie de decisiones que resultan fundamentales.

No es tan complicado si se tiene un buen referente

Dicho así, puede parecer que crear una tienda online es muy complicado. Pero, ¿realmente lo es? Lo cierto es que los comienzos no son fáciles, pero para allanar un poco el camino, lo mejor es fijarse en lo que hicieron en su día aquellos que han conseguido el éxito en este ámbito.

Obviamente, existen aspectos que siempre se deben tener en cuenta. Muchos de ellos son relativos a temas legales, como el cumplimiento del marcado CE cuando se venden determinados tipos de artículos.

El marcado CE es un elemento que acredita en Europa que el producto aporta información al usuario tanto de salud como de seguridad, ya que para ser aprobado necesita cumplir con todos los requisitos legales y técnicos exigidos. Este distintivo se coloca en aquellos productos que cumplen todos los requisitos de comercialización de la Unión Europea, permitiendo su venta en ella. Se puede conseguir a través de Omologic, empresa consultora especializada y referente en España respecto al marcado CE de productos de todo tipo.

Hablan los emprendedores que ya han conseguido el éxito

Por lo demás, por suerte muchos emprendedores de éxito no han tenido problema en contar su experiencia. Preguntada acerca de este tema, una de estas personas relata que todo empezó con una simple idea, tal como ocurre prácticamente con todo. Desde entonces hasta ahora han pasado tres años de pleno crecimiento y con miles de clientes satisfechos.

El primer paso a dar es hacer un inventario de, por un lado, lo que se tiene en este momento, y por el otro, lo que hay que desarrollar para que la tienda online funcione como es debido.  Dicho inventario no solo ha de incluir lo financiero y material, sino también intangibles como: personal de apoyo, red personal y de negocios, conocimientos y ubicación geográfica. En todo caso, hay que empezar evaluando las siguientes cinco áreas.

Capacidad de creación de valor

Es fundamental tener una idea clara acerca de las necesidades de la gente, ya que lo ideal es atender a una necesidad puntual y precisa. No solo se trata de identificar el producto que se va a vender, sino también de crearlo o mejorarlo.

Marketing

Aunque se trate del mejor producto del mercado, si no se comparte con las personas indicadas, se desperdiciarán muchos recursos que serán necesarios posteriormente.

Ventas

Si no se vende, no se generan ingresos, y precisamente son las ventas lo que se busca cuando se sale al mercado. El indicador más importante de una tienda es la tasa de conversión.

Entrega de valor

Llegado este momento, el usuario ya ha puesto toda su confianza en el negocio, diciendo que se trata de la mejor oferta. El deber del emprendedor ahora es cumplir con su promesa de valor, para que el cliente quede satisfecho.

Finanzas

El fin es que los ingresos sean mayores que los egresos. Las finanzas suelen ser un gran desafío cuando se crea una tienda online, ya que se trata de un modelo de negocio distinto al tradicional.

Javier Gázquez . Responsable en España de la compañía global experta en marketing de contenidos Textbroker.es. Enamorado del Networking y la comunicación social da rienda suelta a su personalidad extrovertida en su bitácora www.Blogtimista.es

Recomendación de la comunidad

¿Necesitás aprobar o descartar una idea de negocio? Utilizá este filtro de cuatro pasos

Una de las cosas que caracterizan a un empresario exitoso es haber elegido, hace muchos años, una idea de negocios a la cual le consagró su vida, su capital y todos sus esfuerzos. Al empresario exitoso ya no se le oye decir: “Mira, tengo una idea para un nuevo negocio”. No es usual escucharlo decir eso. Ya él tiene un negocio, entonces podrías escucharle decir: “Mira, se me ocurre esto para mejorar las ganancias del producto equis” o “Estaba pensando el fin de semana en algo que nos puede abrir nuevos mercados”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Impulsamos la innovación y creatividad.
62000 personas ya son parte. Ayúdanos a seguir mejorando tu experiencia.

Cerrar

Emprendedores.News es inspiración, motivación, aprendizaje y todo lo que sucede en el ecosistema emprendedor de habla hispana

Regístrate y recibe gratis los contenidos más interesantes para emprender:

  • Búsqueda de inversión
  • Startups
  • Growth Hacking
  • Management
  • Casos de éxito
  • Capital
  • Tips
  • Mucho más

Impulsamos la innovación y creatividad.
62000 personas ya son parte. Ayúdanos a seguir mejorando tu experiencia.

Cerrar

Emprendedores.News es inspiración, motivación, aprendizaje y todo lo que sucede en el ecosistema emprendedor de habla hispana

Regístrate y recibe gratis los contenidos más interesantes para emprender:

  • Búsqueda de inversión
  • Startups
  • Growth Hacking
  • Management
  • Casos de éxito
  • Capital
  • Tips
  • Mucho más