El qúe y el cómo: Una pareja inseparable

La inteligencia se ve en los resultados. Un ser inteligente sabe lo que quiere (el QUÉ) y usa sus recursos para conseguirlo (el CÓMO). Las claves del poder inteligente son el querer y la eficacia. EL poder interior o Empowerment es tomar conciencia de lo que se desea y actuar en consecuencia.

Sócrates era  partero de almas. Su método era preguntar: ¿Qué es la belleza? ¿Las cosas bellas son la belleza? ¿Qué hace que lo bello sea bello? El interrogado respondía hasta reconocer su ignorancia. Sócrates dijo “sólo sé que no sé nada”, hacía parir ideas pero no podía dar a luz. Y lo hacía aplicando un principio clave: “conócete a ti mismo”. Era el momento en que nacía el saber. 

La orientación  vocacional es la herramienta para optimizar la elección de la carrera. Es una decisión capital porque diseña el futuro y define la misión personal. Una mala elección provoca un malestar permanente que influye en el desempeño y rebaja la autoestima (un capital imprescindible para cualquier logro significativo). Para navegar hacia el  autoconocimiento hay que administrar las vacilaciones que se presentan entre no saber lo que nos gusta, desconocer nuestras destrezas,  sentirnos mal por haber transitado por varias carreras; y no tener en claro el futuro ocupacional.

Dijo Nietzche, “el que tiene un porque puede superar cualquier cómo”. La clave es saber quién quieres ser, para que lo que eres o crees que eres no obture la senda de tu realización personal.

La inteligencia vocacional

Es la madre la inteligencia, no está escrita en ninguna parte, es invisible y hay que descubrirla. Lo mismo sucede con la inteligencia emocional: es más importante que la intelectual porque la guía. Sin ella el corazón tiene razones que la razón no entiende. Deben asociarse como un ciego y un paralítico perdidos en el bosque. Las emociones son impulsos que preparan al organismo para la acción. Ante la pasión, la mente pierde el equilibrio.

Aristóteles se adelantó a los estudios modernos de  inteligencia emocional cuando dijo: “es fácil ponerse nervioso, lo difícil es hacerlo con la persona correcta, con la intensidad correcta, en el momento correcto, por el motivo correcto y de la manera correcta”.

Las emociones pintan el paisaje. Se dice que traban la capacidad racional, son los que asocian pasiones con “bajos impulsos”, apetitos y reacciones irracionales. Eso lleva a desoír las emociones “negativas”- como miedo, enojo, culpa, tristeza, frustración, vergüenza, celos o envidia.

Sin embargo ellas envían un mensaje valioso acerca de lo que queremos. Son como las luces del tablero del auto que indican el nivel de combustible, cada emoción ilumina un problema a resolver.

Como  hacen sufrir se busca eliminarlas con anestesia. Pero reprimirlas lleva a hacer o decir lo que luego se lamenta. Al negarlas se tornan invisibles y actúan desde la sombra, lejos de la conciencia.

Las emociones expresan la vitalidad esencial; son respuestas auténticas a la realidad interna y externa. Son intensas y efímeras. Los sentimientos son la huella que dejan al pasar por la conciencia. Y la solución es prestarles atención, ya que, una vez expresadas, provocan el alivio.

El QUÉ se nutre de tres partes esenciales: a) Autoconocimiento. Implica reconocer las destrezas, aptitudes, vocaciones, y virtudes. También cómo me ven los demás y cuáles son mis expectativas.

  1. b)  Información. Conocimientos del mercado laboral, profesional y comercial de las posibles carreras elegidas. 3) Elección y decisión sobre la  carrera seleccionada.

El idioma de la identificación. Muchas veces la vocación surge de identificarte con personas que conoces a lo largo de tu vida. Empiezas a ver u oír algo nuevo, un idioma sin palabras con sus raíces en el reconocimiento, la creencia y la fe. Como deseas parecerte al modelo,  aprendes el lenguaje de la empatía, que aumenta la identificación que te servirá de guía. Para entender este idioma especial, escucha con el corazón. Tiene pocas palabras; es más para sentir que para hablar. No predica ni alecciona, escucha. Puede alcanzar y conmover el espíritu sin una sola palabra.  La fluidez en el idioma de la identificación llega con la práctica. Cuanto más lo uses mejor lo entenderás.

Autodescubrirte

Al mismo tiempo que te identificas con tu modelo debes ir creando tu propia identidad, lo que piensas y sientes se va configurando con tus experiencias. Algunas de ellas te han hecho sentir buena persona; otras te avergüenzan; pero todas han influido en lo que eres hoy. Aprovechas la experiencia si examinas tus errores, utilizando esta sabiduría para que te guíe en las decisiones que tomas hoy. Conocerte a ti mismo significa aceptar todos tus aspectos: las virtudes y defectos, los éxitos y los fracasos. La vergüenza y la culpabilidad que no se trabajan pueden paralizarte e impedirte progresar. La actitud más significativa sobre los errores del pasado consiste simplemente en comportarte hoy de otra manera. Debes esforzarte por mejorar y medir tu éxito comparando lo que fuiste con lo que eres. Como todo ser humano, continuarás equivocándote; pero no tienes por qué repetir los mismos errores una y otra vez. Al examinar tu pasado y ver que has cambiado y crecido, creas esperanzas para el futuro. Lo mejor está siempre por llegar, intenta hacer lo mejor que puedas con lo que tienes. Cada día aprende algo nuevo para que te ayude mañana.

Para decidir

Cuando de presente un problema puedes seleccionar alternativas y elegir al azar, seguir el camino más fácil, justificar la alternativa elegida, elegir la menos criticada, construir la solución ideal y ver cuál es la que más se le acerca, elegir el mejor contexto para que una alternativa prospere, condicionar la alternativa con interrogantes, hacer un cuadro con las cualidades buscadas y como contribuyen a cultivarlas las alternativas en curso, hacer otro donde consideres los costos, los valores en juego , etc., encontrar la verdadera razón de la solución elegida: pereza, conveniencia, facilidad, miedo, avaricia, etc., analizar las consecuencias y la secuencia de la decisión elegida.

La curiosidad es la actitud de sentir interés por todo y  ver el mundo sin prejuicios. Su método es la duda y el experimento. Los niños son sus maestros: exploran y preguntan, ven el mundo con ojos nuevos. Con los años decae aunque sigue siendo el combustible de los científicos y artistas.

Los servidores de la curiosidad 

6 honrados servidores me enseñaron cuanto sé, sus nombres son, Cómo, Cuándo, Dónde, Qué, Quién y Por qué, dijo  Rudyard Kipling.

Por un lado está el conocimiento, por el otro la situación a la que se aplica. Los honrados servidores piden información. “Por Qué”  se refiere a las primeras decisiones. “Cómo” a la estrategia, a cómo llegar a la meta y a las acciones para alcanzarlas. “Cuándo”, a la planificación. “Dónde”, a dónde estamos, a dónde vamos, a dónde queremos ir. “Qué”, a fijar los objetivos y  metas. “Quién”, al equipo. Si los servidores armonizan  crean sinergia y el todo supera a la suma de las partes. El conductor es el sentido común – el  recurso más antiguo-, que, como todo lo valioso, es atemporal

Estudiar es buen negocio

Hay mucha deserción en la Universidad. Sin examen de ingreso, la selección la hacen los exámenes. Otro problema es la baja preparación con la que salen de la secundaria. A esto hay que sumarle la crisis vocacional (no saben lo que quieren) (les falta el QUÉ), y no saben estudiar (carecen de técnicas que faciliten el aprendizaje) (les falta el CÓMO). Es decir que fallan en el qué y en el cómo. No saben qué estudiar ni cómo hacerlo, y eso los lleva a elegir carreras blandas y a desertar en el camino. Su autoestima queda dañada y su futuro es incierto.

Todos los datos afirman que es mucho mejor nivel económico de los graduados universitarios que el de los que no lo son.  Cientos de miles de alumnos del último año del secundario deben decidir si seguirán estudiando o no. Y el mensaje pareciera ser que, formarse, es una inversión muy rentableEl  conocimiento es la mejor inversión, ya que se repaga sola a lo largo del tiempo. Su rendimiento no consiste sólo en acceder a un mejor ingreso, también proporciona una visión diferente, aporta contactos, permite pararse de otro modo en la vida. Es invertir en uno mismo. Aprender a estudiar es invertir. La educación es la industria pesada de cualquier nación, porque fabrica ciudadanos.

CÓMO optimizar el QUÉ. La educación recibida anticipa los resultados del futuro

Los juegos fueron progresando, el  Flight Simulator permitía aprender sobre aviones sin darse cuenta. El edutainment  (educar entreteniendo) demuestra cómo jugar sirve también para fortalecer la memoria. Aunque memorizar tiene mala fama permite contar con puntos de partida. Porque cuanto más uno sabe más descubre que menos sabe y eso estimula la curiosidad. Cómo dijo Sócrates: sólo sé que no sé nada.  La confusión que genera la tecnología replantea el sentido del aprendizaje, ya que si bien el saber sigue siendo importante, se ha convertido en el grado cero de la verdad, porque cambia a ritmo vertiginoso. Hoy se precisa valorar la curiosidad, la duda y el cuestionamiento, antes que la transmisión de una verdad que cambia y produce incertidumbre.

Es imprescindible que la educación incorpore en sus programas la educación sobre el uso práctico de la mente. A un soldado se le enseña a manejar el arma, pero a un estudiante se le niega el derecho a aprender a usar su herramienta más importante, su propio cerebro. Las neurociencias deben bajar a la educación. En el banco de la escuela está sentado el futuro de cualquier nación.

También la inserción de la educación financiera es un elemento clave en la estrategia, porque la gente financieramente educada está mejor preparada para cumplir objetivos, tanto individuales como colectivos, con lo que contribuyen a una base más sólida para el desarrollo del país.

La OCDE aconseja que, desde el secundario, se enseñe a los jóvenes a moverse en el mundo de las finanzas, saber leer, por ejemplo, un resumen de cuenta y tomar decisiones inteligentes.

Las nuevas habilidades requeridas por el mundo actual son: Inteligencia científica: capacidad de diseñar y programar las máquinas que automatizarán la vida de la gente. Inteligencia creativa: ideas innovadoras, sentido artístico, sentido del humor, intuición. Inteligencia social: capacidad de interrelación, sensibilidad, persuasión, sentido de la oportunidad, espíritu de equipo y liderazgo.

En 1970, Ghana y Corea tenían igual ingreso per cápita. En 2013, el de Corea fue 14 veces mayor por su inversión sostenida en el conocimiento. Tiene  400 centros públicos de investigación, el mayor gasto público por estudiante y un aumento  en la matrícula de educación terciaria.

Capacidad de anticipación

El cerebro está preparado para resolver problemas a medida que se presentan, antes que para anticiparse y evitar que ocurran. La vida moderna recarga la agenda con la premisa de aprovechar el tiempo, que time is money y que no estar haciendo algo está mal.

A veces el error gira en sentido inverso, cuando se deja para más adelante algo que se debe hacer hoy. La causa es no saber separar lo urgente de lo importante y el pensamiento deja la resolución para un mañana que nunca llega. Por eso una operación diferida suele ser una oportunidad perdida.

Un exceso de realismo impide imaginar soluciones alternativas o que emerja una idea distinta a lo que siempre se hizo. Se conoce como costo de oportunidad el que se produce por estar demasiado ocupado y por lo tanto no tener tiempo libre para que emerjan las soluciones alternativas.

Business Analytics

Es una aplicación que transforma un gran volumen de datos en información útil y valiosa, aplicando creatividad a la tecnología. La dificultad es saber qué atender en función de los objetivos, cómo procesarlos y utilizarlos. Resume habilidades, tecnologías y prácticas para identificar tendencias a partir de datos empíricos, predecir escenarios y tomar decisiones óptimas.

El desafío es poder entender y lograr sinergia entre la identificación de oportunidades, el esbozo de respuestas (“¿qué podemos hacer?”), y las áreas técnicas donde se implementan estas respuestas (“¿cómo las ponemos en práctica”). Lograr sinergia implica lograr que se asocien las áreas “blandas” del cerebro, que desconocen el potencial de infraestructura con que cuentan las áreas “duras”; (las que a su vez desconocen el potencial que encierran los datos con los que lidian).

La aptitud y la actitud

Lo que importa es gestionar el saber. El valor personal es la suma de conocimientos y habilidades multiplicado por la Actitud. Los primeros suman valor, pero la Actitud los multiplica. Son habilidades blandas, que no se enseñan en la escuela,  como la de encontrar y retener un trabajo o diseñar un proyecto de vida. La capacitación técnica no provee esos recursos.

Se mejora lo que se puede medir 

Para conocer la velocidad y comprensión en la lectura, la fórmula es PLM= (palabras leídas por minuto) = palabras leídas sobre tiempo empleado.  Un lector lento lee entre 50 y 100 palabras por minuto. Los mejores superan las 500 y con más comprensión.

No conocer el PLM impide llegar preparado al día del examen, lo que revela una pérdida de tiempo. El pensador estratégico sabe dónde está, dónde quiere estar mañana y qué hará para conseguirlo.

Benchmarking

Así como el pez es el último en advertir que el agua existe, porque es su medio natural, el estudiante no advierte sus fallas. Una forma de mejorar es compararse con el  modelo: ¿Qué puedo mejorar? ¿Qué hace mi modelo? ¿Qué diferencia me separa?  ¿Cómo cerraré la brecha? Hay que elegir bien el blanco y la ruta. La admiración es una fuerza psicológica potente.

PNL, Programación neurolingüística

La PNL usa la comunicación para crecer, conocer a los demás y conocerse a sí mismo. Casi todo se aprende por imitación. Aprender es modificar la memoria incorporando lo nuevo y adquirir la capacidad para enfrentar los desafíos. Lo importante es pasar de la imitación a la  innovación y a la invención. Es la diferencia entre creatividad bohemia e innovación aplicada. La parte invisible de la inteligencia son los métodos que, según Nietzche, constituyen la mayor riqueza del hombre. Los métodos son el CÓMO del QUÉ.

Dr. Horacio Krell. Director de Ilvem. horaciokrell@ilvem.com

Recomendación de la comunidad

5 neurotips para conectar con la mente del cliente

El fascinante mundo de la neuroventa nos permite conocer mucho mejor cómo es que procesamos la información en nuestro cerebro, cómo es que tomamos decisiones, cómo intervienen los mecanismos del cerebro humano en un proceso comercial, y por supuesto cómo podemos alcanzar nuestros objetivos de venta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Impulsamos la innovación y creatividad.
62000 personas ya son parte. Ayúdanos a seguir mejorando tu experiencia.

Cerrar

Emprendedores.News es inspiración, motivación, aprendizaje y todo lo que sucede en el ecosistema emprendedor de habla hispana

Regístrate y recibe gratis los contenidos más interesantes para emprender:

  • Búsqueda de inversión
  • Startups
  • Growth Hacking
  • Management
  • Casos de éxito
  • Capital
  • Tips
  • Mucho más

Impulsamos la innovación y creatividad.
62000 personas ya son parte. Ayúdanos a seguir mejorando tu experiencia.

Cerrar

Emprendedores.News es inspiración, motivación, aprendizaje y todo lo que sucede en el ecosistema emprendedor de habla hispana

Regístrate y recibe gratis los contenidos más interesantes para emprender:

  • Búsqueda de inversión
  • Startups
  • Growth Hacking
  • Management
  • Casos de éxito
  • Capital
  • Tips
  • Mucho más